La niña del sotano

Asesinos del Zodiaco
Asesinos del Zodiaco

Son las 12:00 pm. Suenan las campanas del reloj….

Era una niña de cabello negro oscuro con una cara angelical en la cual resaltaban unos ojos grises tensos en los cuales se notaba su sufrimiento. Siempre llevaba un vestido gris o negro notablemente gastados y viejos ya que sus padres no le compraban mucha ropa, eran los únicos que poseía, su único compañero era un oso de peluche al que le llamaba el ángel caído. Ella nunca recibió cariño de sus padres. Cuando tuvo la edad suficiente le encargaron las tareas caseras, tomándola por una sirvienta.

El día que intentó suicidarse, la golpearon brutalmente tratándola de una “perra desagradecida”, se cansaron de su llanto, chillidos y sollozos al punto de que la encerraron en el sótano; así pasaron los días y no le dieron importancia a las suplicas por comida o agua. Cuando el reloj marcó las 12:00 pm., la niña acurrucada frente a su osito suplicó con su ultimo aliento por un poco de agua o alimento, pero nadie respondió… Ese fue su ultimo suspiro.

3 meses después los padres de la niña fueron encontrados degollados en la sala de su casa, en sus venas no se encontró sangre y sus cuencas, vacías.

Una nueva familia se mudó, feliz por la nueva casa. Pero no conocían los acontecimientos que la marcaban. La hija pequeña, Aura, una niña de tan solo 8 años le asustaba bajar al sótano; los padres de Aura no le dieron mucha importancia a esto, ya que los niños suelen tenerle miedo a la oscuridad. Pero al preguntarle, ella siempre le respondía que era porque al sentarse en las escaleras para bajar al sótano, se escuchaba a alguien llorando y pidiendo ayuda.

Los padres no creyeron nada de lo que dijo Aura ya que pensaban que solo era el producto de su imaginación.

Un día los padres de Aura salieron dejándola sola. Aura jugaba con sus muñecas en la sala, pero un ruido le llamó la atención: una especie de sollozo que venía del sótano, recordó las palabras de sus padres “es solo tu imaginación, querida”, reunió valor y tomando una linterna bajo las escaleras. Cuando bajo escucho el llanto de una niña diciendo: “Ayuda… Ayúdame por favor, estoy sola. Dame algo de comer.”

Aura subió corriendo las escaleras y fue hasta la cocina, de donde tomó un vaso de agua y un paquete de galletas; al bajar nuevamente las escaleras, no vio a nadie, pero escuchó unos sollozos horribles que se convirtieron en una macabra risa.

Cuando los padres de Aura regresaron, encontraron el cuerpo sin vida de Aura, el vaso con agua estaba roto y algunos de los trozos se encontraban incrustados en la garganta de Aura; los ojos de la niña no se encontraban en sus cuencas y no había sangre en sus venas. Al parecer su asesino había bebido toda su sangre…

— Via Creepypastas

Total
0
Shares
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Related Posts
Asesinos del Zodiaco

Giygas

¿Quién esperaría algo tan espeluznante de un juego de Nintendo? Un juego de conjunto que todos podría ser…
Read More
Asesinos del Zodiaco

SCP-2137

Ítem #: SCP-2137 Clasificación del Objeto: Euclid Keter Procedimientos Especiales de Contención: Cuando no esté siendo usado, SCP-2137…
Read More
El Puente Negro

Charles Manson

Su verdadero padre es un misterio, a pesar de que su madre interpuso una demanda judicial para demostrar…
Read More
Allá afuera

SCP-1921

Ítem #: SCP-1921 Clasificación del Objeto: Seguro Procedimientos Especiales de Contención: SCP-1921 debe de conservarse en una cámara…
Read More