Slenderman vs Eyeless Jack

Asesinos del Zodiaco
Asesinos del Zodiaco

La noche era fría, acompañada de una densa niebla. Jack, portando de vestimenta su última sudadera que le quedaba, quién como único color prominente era solamente el negro, y llevando puesta una antigua máscara que utilizaba con bastante frecuencia en la festividad de Halloween, que solo era un rostro pintado de un color azul oscuro, junto con unos grandes agujeros vacíos en donde estaban sus ojos, que a su vez, chorreaban un extraño líquido de un color negro.

Jack desconocía totalmente del porque le chorreaba aquel líquido negro de sus ojos, lo más probable sea por la pérdida de estos en la segunda guerra mundial. Jack se encontraba caminando sin ningún propósito alguno, en algún bosque ubicado los Estados Unidos. Jack, ya no le importaba si un animal, o algún maleante le quitaban la vida, el ya no tenía absolutamente nada en este mundo lleno de desgracias, no tenía sus ojos, su tráquea y cuerdas bucales, ni sus seres más queridos, como su mejor amigo, su hermano, y su madre.

Pasaron las horas, Jack ya no sabía que hacer, el pensamiento de intentar de nuevo suicidarse no paraba de rondar en su cabeza, como subirse a un gran árbol muy alto y tirarse, o algo por el estilo, pero él era incapaz de morir, las enfermedades, el envejecimiento, daños tan mortales que ninguna otra persona podría sobrevivir, era inútiles contra él.

Después de aquel momento tan triste y deprimente para el pobre muchacho sin ojos, Jack pudo oír varias pisadas que se escuchaban al pasar por encima de las hojas secas, y pensando que sería algún tipo de oso pardo, o un lobo que venía en manada, no sintió ni miedo, ni preocupación, nada. El solamente paro. Jack solo espero a que aquel animal salvaje lo devorara vivo, o que la cosa que lo estuviera asechando entre las penumbras, lo matara de una vez por todas.

Fue entonces cuando Jack, se dio cuenta que no era algún tipo de animal ni nada de eso, si no que pudo ver que era una persona totalmente agitada y preocupada, la cual se acercó rápidamente hacia donde estaba Jack.

“¡Por favor por lo que más quieras, ayúdame! Una criatura alta, con varios tentáculos en su espalda, y que no parece tener rostro, me está persiguiendo, me quiere asesinar, por favor, ayúdame.” – Dijo la persona desesperada.

Jack estaba desconcertado por la actitud que tenía el chico. Pero, hubo un sentimiento, un sentimiento que recorrió por todo su cuerpo, lo hizo entrar en razón, y pudo ver que el chico necesitaba su ayuda, así que Jack, primero intentó calmarlo, para luego ir acompañarlo hacia la salida del bosque en cuanto antes. A punto de llevar al chico hacía donde estaba la salida, algo inesperado ocurrió.

Un extraño tentáculo le traspasó el pecho al pobre muchacho en un abrir y cerrar de ojos, dejándole un gran agujero. El tentáculo desapareció, y el cuerpo ahora sin vida del chico, cayó desplomado al suelo, como a un caracol al recibir una pizca de sal.

Jack no podía creer en lo que acaba de suceder, estaba totalmente confundido. Un sentimiento, esta vez de culpa, invadió por completo el cuerpo de Jack. El pensaba que todo esto fue por su culpa, al no poder ayudar al pobre joven a tiempo.

La situación se envolvió en tristeza, Jack cayó arrodillado cerca del cuerpo sin vida del joven, y comenzó a expulsar bastante de aquel líquido negro que brotaba de sus ojos. Jack agarró el cuerpo del muchacho y empezó a maldecirse una, y otra vez.

De repente, Jack dejó de maldecirse, y miró a su lado izquierdo donde apareció aquel extraño tentáculo. Al principio Jack no podía notar alguna cosa extraña o fuera de lugar, solamente había árboles y oscuridad, pero casi en un instante, pudo verlo. Era la criatura.

Aquel extraño ser coincidía perfectamente con la descripción del chico que le dijo a Jack. Era bastante alto, flaco, su piel era completamente blanca, vestía con una ropa muy elegante de un color negro, y cuando Jack le vio la cara al hombre, pudo notar que su rostro era solamente blanco, no tenía ojos, nariz, o una boca. Jack al ver la extraña apariencia de la figura enfrente suyo, se sintió atemorizado, muy asustado. El pensaba con temor que él sería brutalmente asesinado por aquel ente que no poseía rostro.

Pero, otro sentimiento, un sentimiento invadió de nuevo el cuerpo de Jack, no era de culpa o de tristeza, si no de enojo, una furia inimaginable. Jack estaba completamente enfadado por lo que había hecho aquel monstruo, así que se levantó del suelo, y dirigió su mirada hacía donde estaba el hombre delgado. Todo ese descontrol y rabia, lleno a Jack, y propuesto a todo por asesinar a la criatura, se abalanza hacía ella, pero repentinamente, la criatura desaparece en la oscuridad.

Bruscamente Jack cayó al suelo, pero se reincorpora rápidamente. Jack desconcertado, no sabía cómo, o dónde se había ido su rival. Volteó por todos lados, y en solo un parpadeo, la pudo ver una vez más.

Jack se acerco mas y mas a la criatura, y cuando estaba solo a pocos metros del hombre, comenzó a escuchar un insoportable sonido, que sonaba exactamente al de un televisor que solo transmitía estática. Aquel raro sonido que se hacía cada vez más fuerte, le provocó un gran dolor de cabeza y oído a Jack, tirándolo al suelo.

Jack, se levanta y logra liberarse del dolor, y cuando pudo ver una navaja incrustada en un árbol, la quitó de ahí, para usarla en defensa propia en contra del ente. Jack corre hacia donde estaba la figura, y le da varios ataques con su navaja, pero fue inútil, todos sus movimientos eran esquivados por la criatura, que parecía estar teletransportandose de un lado a otro por todo el bosque, evitando los ataques.

La figura alta y sin rostro, o mejor llamado por los medios, Slenderman, empezó a sacar varios tentáculos que salían tras su espalda, e intentaron tomar a Jack, pero no funcionó de nada, Jack sin dificultad cortaba los tentáculos de Slenderman, pues al parecer estar varios meses entrenando para el ejército sirvieron de algo.

Inesperadamente, los tentáculos pudieron agarrar desprevenido a Jack, y lo lanzaron repetidas veces hacía los árboles cercanos, hasta incluso llegando a partir unos cuantos a la mitad. En uno de aquellos lanzamientos, Slenderman arrojó a Jack hacía una gran roca de un tamaño considerable, con tanta brutalidad, que la roca se destruyó y terminó hecha pedazos al impactar con el cuerpo de Jack. Sin lugar a dudas, la fuerza del Slenderman era digna de temer.

Jack a pesar del gran daño recibido, logró levantarse del suelo con un poco de dificultad, aunque estaba bastante aturdido debido al lanzamiento. El efecto no duró mucho en Jack, y cuando logra recobrar de nuevo la conciencia, ahora, más enojado que nunca, se abalanza hacia el Slenderman, y con una velocidad impresionante, lo apuñala repetidas veces en algunas zonas de su cuerpo, como su estómago, pecho, y lo que parecía ser, el rostro totalmente blanco del hombre.

Al parecer esto poco le hizo a Slenderman, y en solo cuestión de segundos regenera los ataques que le habían causado. Jack se sorprendió un poco con esto, pero permaneció en silencio. Rápidamente, Slenderman entra de nuevo en combate, saca varios tentáculos para agarrar a Jack, pero su respuesta fue de nuevo cortar y esquivar cada uno de los tentáculos que venían hacia él sin problemas.

Poco después, Jack cansado de perder su tiempo, lanza su navaja directo hacia su agresor. La puntería de Jack era buena y logra enterrar su navaja en la cara pálida del ente. Slenderman, se quita la navaja incrustada de su rostro, y regenera la herida en un instante. Esto fue la gota que derramaría el vaso.

Slenderman, ahora estaba molesto, y por primera vez, sintió la necesidad de asesinar a una persona sin compasión alguna. Jack, pudo notar el enojo de Slenderman, pero poco le importo, y cuándo tomó su navaja tirada en el suelo, un tentáculo salió del Slenderman velozmente, y le logra atravesar su pecho.

El inmenso dolor pudo sentirlo Jack, pero corta el tentáculo que brotaba de su pecho con su navaja. Jack estaba muy mal herido, pero aún podía dar pelea, no se daría por vencido tan fácil. Jack, con un movimiento rápido, se acerca lo suficiente al Slenderman, y le logra cortar la pierna derecha a la criatura. La extremidad amputada al tocar el suelo, desaparece por completo, junto con un ruido estremecedor. Slenderman, fácilmente regenera su pie faltante como si nada.

Slenderman, sacó varios tentáculos, que pudieron agarrar de nuevo Jack. Los tentáculos se desplazaron por todo el cuerpo del joven, y lo apretaron poco a poco. Se podía escuchar los huesos por completo crujir de Jack, era inmenso el dolor. El Slenderman, que aún parecía tener más sufrimiento para el muchacho sin ojos, lo manda a volar fuera del bosque.

Jack cayó. El joven tardó bastante en volver a levantarse, pero se reincorpora nuevamente. Jack notó que había caído en alguna especie de carretera, pero eso no era lo que buscaba, si no a la criatura, el Slenderman. Vio por todos sus ángulos, pero no lo encontraba. Jack dio por hecho que el hombre le perdió interés, y solamente se habría marchado.

Jack estaba apunto de irse, pero. Algo lo había tomado por sus espaldas. Era el, de nuevo el, Slenderman. El hombre delgado no parecía estar cansado, ni mucho menos herido. Jack quedó atónito, no podía creer la gran resistencia que poseía Slenderman ante el dolor. Slenderman, tomando el cuerpo de Jack con sus grandes garras, estaba dispuesto arrancarle la cabeza. El joven desesperado, intenta forcejear y safarse, pero no logra su cometido.

Jack, al ver la situación en la que se encontraba, decidió rendirse, el mismo sabía que no iba poder vencer a este monstruo tan fuerte y misterioso. Jack solamente espero, espero a que la criatura acabara de una vez por todas con su vida.

“Vaya, quién lo diría. No pude cumplir mi único objetivo que me propuse en este mundo. Pero bueno. Al menos por fin seré asesinado, por aquel extraño ente sin rostro.” .- Había dicho Jack en su cabeza.

Slenderman esta apunto de cometer su acto, pero algo repentino paso. Había un vehículo que aceleraba con gran velocidad por la carretera, y en su camino, vio enfrente suyo a Slenderman y Jack, provocando que frenara bruscamente.

El auto no pudo frenar a tiempo, pero Slenderman, sacando varios tentáculos a la vez, los suficientes para hacerle frente, detuvo el vehículo, evitando que chocará en contra de ellos. Slenderman, con el auto a su merced, molestó por tener que lidiar con otras personas metiéndose en sus asuntos, ejerciendo presión, destruye por completo las ventanas y logra atravesar el metal del auto, para después arrojarlo hacía la carretera, volcando el auto.

Slenderman, al ver la situación, decide mejor por retirarse, deja caer el cuerpo de Jack a un lado, abandona el lugar, regresando a su bosque, antes que algo más lo moleste.

Pasarían algunas horas después de lo ocurrido, y la persona quién era propietaria del vehículo, llamado Alex, quién logró por suerte sobrevivir al accidente, había llamado y reportado a las autoridades por lo sucedido, y llegaron a la escena de los hechos. Los oficiales lo único que encontraron fue el cuerpo en muy mal estado de Jack, pero que aún seguía con vida. Después, Jack sería trasladado a la morgue del condado, para que así le hicieran unos cuantos análisis, y estudios a su extraño cuerpo grisáceo, y apariencia que tenía el muchacho sin ojos.

Esto tal vez no sea el final, o la muerte de nuestro querido Eyeless Jack, pero por lo tanto, descansará por un largo, largo tiempo.

— Via Creepypastas

Total
0
Shares
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Related Posts
Asesinos del Zodiaco

Spoink

__Si buscas a un Pokémon alegre que no pare de saltar, Spoink es tu Pokémon. Claro, es un…
Read More
Allá afuera

Motaba

CUIDADO: VIRUS MOTABA IDENTIFICADO. Motaba era un virus artificial que había sido creado como arma bacteriológica. Lamentablemente, el…
Read More
Allá afuera

SCP-509

Ítem #: SCP-509 Clasificación del Objeto : Safe Procedimientos Especiales de Contención :SCP-509-A y SCP-509-B ambos figuran en…
Read More
Allá afuera

SCP-1472

Ítem #: SCP-1472 Clasificación del Objeto: Seguro Procedimientos Especiales de Contención: Una alambrada de propiedad privada de tres…
Read More
Asesinos del Zodiaco

No estoy solo

Me sigue persiguiendo tercamente, aunque sabe muy bien, que no me encontrará. Escaparé por siempre, y continuará acechándome.…
Read More