El traje del payaso

Asesinos del Zodiaco
Asesinos del Zodiaco

Un par de actores de teatro llevaron a su pequeño hijo (de no más de siete años) a uno de sus ensayos, el cuál se quedó en el cuarto de vestuario y utilería, a cargo de una colaboradora.

Ahí encontró espadas, muros falsos y en un apartado rincón, en un viejo baúl, un payaso un poco más alto que él, con un traje lleno de motas de colores y una peluca naranja. El chico adoraba los payasos, pero más añoraba algún día poder ser uno, por lo que la muchacha no vio inconveniente en desvestir al muñeco y prestarle las ropas al chiquillo para que las llevara a casa y se divirtiera un poco.

Al llegar a casa, el niño cenó y se fue a su habitación a jugar un rato.

Para la hora de dormir, el niño no quería ponerse su pijama, y en lugar de ello, quería quedarse con el traje de payaso. Su madre le dijo que no, que mañana podría ponerse su traje, pero ahora tenía que dormir con su pijama. Por más que el chiquillo insistía en dormir con el traje de payaso puesto, su madre lo impidió y lo dejó en la habitación, colgado en un gancho para que pudiera verlo desde cada rincón.

A mitad de la noche, el rechinido de la ventana lo hizo despertar. Cuando abrió los ojos, el gancho estaba meciéndose, y el traje había desaparecido.

Molesto y pensando que su madre lo había tomado, se levantó a prisa de la cama, y en un segundo saltó a ella de nuevo. Había pisado algo aguado que provocó un ruido. Asomó su cabeza lentamente, hacia abajo, y notó que sólo era un pequeño juguete de aire.

Bajó de nuevo de la cama para tomarlo, pero una mano de trapo agarró su pierna y lo tiró al suelo. En un instante, el payaso del baúl estaba sobre él, con una expresión endemoniada en el rostro.

Rasgando todas sus ropas repetía de forma siniestra: “_Para que sientas el mismo frió que sentí yo”,_hasta dejar al niño desnudo y empezar a rasgar su piel con más furia aún.

Con tanto ruido y gritos, los padres irrumpieron en la habitación para ver que estaba pasando. Sólo pudieron ver una indefinida silueta deslizarse rápidamente debajo de la cama, y encontrar un montón de piel y órganos de lo que alguna vez fue su hijo.

— Via Creepypastas

Total
0
Shares
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Related Posts
Asesinos del Zodiaco

SCP-303

Ítem #: SCP-303 Clasificación del Objeto: Euclid Procedimientos Especiales de Contención: Dado que hasta ahora no se ha…
Read More
Asesinos del Zodiaco

Harry Price

Harry Price (1881-1948) fue un psíquico británico y un sesudo investigador paranormal cuya reputación alcanzó picos extraordinarios a…
Read More
Allá afuera

La Sucia

La historia cuenta que La Sucia era una muchacha muy bonita que vivía con sus padres, a los…
Read More
Asesinos del Zodiaco

Perra caliente

Una hermosa chica de cabello negro y corto despertaba de a poco, mareada y confundida; yacía atada a…
Read More
Allá afuera

El ángel de la guardia

¿Crees en los ángeles? Sí… Estos seres alados que vienen del cielo… Específicamente… ¿Crees en los ángelesguardianes? Has…
Read More
Asesinos del Zodiaco

Huestes

El principal problema de nuestra colonia eran las sectas. No nos bastaba con tener apenas para comer y…
Read More
Allá afuera

Desperté

Está brillante aquí. Demasiado brillante. ¿Qué es este lugar?, ¿Un hospital?, ¿Una prisión? Tiene 4 paredes, un rígido…
Read More
Asesinos del Zodiaco

Silencio de muerte

Silencio, déjame en paz, déjame descansar en paz, en el cementerio. Desde que morí escucho el silencio. Cuando…
Read More
Allá afuera

SCP-604

Ítem #: SCP-604 Clasificación del Objeto: Seguro Procedimientos Especiales de Contención: SCP-604 consiste en un set de objetos…
Read More
Asesinos del Zodiaco

Nathan the nobody

Nathan tuvo una infancia normal. Creció en una gran familia con su hermana gemela materna, Crystal. Se diferencia…
Read More