El extraño mundo de Jack: El Origen

El Puente Negro
El Puente Negro

Todos ya deben de conocer la famosa película de El Extraño mundo de Jack, al pasar los años esta película se ha vuelto un gran éxito en especial en la fecha de Halloween y para los amantes de las cosas oscuras, tenebrosas y escalofriantes, esta película le ha traído buenos momentos a muchos niños incluyéndome a mí en mis días de niñez, yo adoraba esta película, era mi favorita y me hacía pensar muchas cosas.

Mi fanatismo por esta película me ha echo adentrarme más en su mundo, tanto así que he descubierto cosas que jamás me hubiera imaginado ¿De dónde salió la idea? ¿Quién es el verdadero creador? ¿De verdad sólo fue un sueño o de verdad existieron? ¿Qué hay detrás de esta película? Y la pregunta que me he hecho desde hace años ¿Quién es en verdad Jack Skellington?

Yo era uno de los actores de doblaje para las voces de los personajes hice mi propio vídeo de una escena de la película y me aceptaron; yo hacía la voz de Barret, trabajé muy duro para poder hacerlo bien y una noche antes del estreno de la película el encargado me pidió que me quedara hasta tarde para revisar la película después que todos se hubieran ido del estudio, como no me quedaba de otra y era lo menos que podía hacer luego de la gran oportunidad que me dieron. Después que todos se fueron, que eran como a las 10:30 pm, me puse a ver la película como me había dicho el encargado, y cuando terminé de verla decidí guardarla en su estuche. Pero cuando me levanté, una llave se había caído; al recogerla, noté que era del mismo patrón del único cajón de todo el estudio que estaba cerrado bajo llave.

Se suponía que estaba estríctamente prohibido acercarnos a ese cajón, pero la curiosidad me ganó y lo abrí. Dentro de él habían dibujos muy extraños, no entendía de quién era o de qué era, pero cuando me fijé bien uno de ellos se parecía mucho a Jack, esto me puso muy nervioso pero con todo y nervios seguí revisando. Encontré más dibujos muy parecidos a los personajes de la película. Entre tanta basura que había encontré una carpeta vieja y roja con unos papeles dentro y un CD; miré dentro de los archivos cada uno tenía un nombre diferente como “El Origen de Jack”, el de Sally y los demás personas que aparecen en la película.

En tanto buscar en esa carpeta una hoja se salió y cuando la fui a recoger estaba titulada “Mis sueños con Jack y sus amigos”. Este era el título mas patético que haya leído pero como decía “Mis sueños con Jack”, me dio mucha curiosidad y empecé a leerlo.

_ “Mis sueños con Jack y sus amigos” _

Me llamo Mr. KT y este es un archivo con todos los sueños que he tenido con Jack, para el que encuentre esta carpeta cuídela con su vida porque su contenido puede perturbar a muchos; yo soy el verdadero creador Del extraño mundo de Jack, mi gran sueño fue llevar a estos personajes al camino de la fama pero… Es tan repugnante que no puedo decirlo.

_ Primera Noche: _

Me encontraba en un bosque rodeado únicamente por árboles y la funesta luz de la luna. Al mirarla bien, la luna no era normal, tenía una forma muy extraña…. Como una cara sonriendo muy tétricamente, comencé a caminar tropezándome una y otra vez note que el piso estaba lleno de huesos. Escuché un ruido que me heló por completo, pero no era uno de esos ruidos extraños que escuchas en el bosque, no éste, porque pude reconocer que era un perro aullando. Mientras más caminaba, más agudo se tornaba y me destrozaba los oídos. Empecé entonces a correr para intentar alejarme de aquél horrible zumbido, pero no cesaba por más lejos que fuera. Tras mucho huir, al fin cesó, pero a su vez a lo lejos pude observar una forma blanca y brillante: era un perro herido. Corrí entonces para ayudarlo, pero cuando llegué el horror inundé mis ojos.

Un perro con las costillas abiertas y sin ojos, una extraña luz blanca lo rodeaba, tenía la nariz destrozada y no tenía patas; estaba casi totalmente desmembrado. Muchas ganas de vomitar pasaron por mi mente, pero decidí contenerme, no sé por qué. De la nada, escuché unos pasos ¿alguien se acercaba? No sabía qué hacer. Quería ayudar al perro pero mi vida corría peligro, y a él solo le quedaban unos minutos. Me fui corriendo de ahí y me escondí de tras un árbol, el más ancho que vi a mi alrededor.

A lo lejos pude ver la silueta de alguien acercándose, y me llamó mucho la atención lo largo y delgado que era, casi no parecía humano. Cuando ese ser se acercó no pude creer lo que era: un esqueleto. Vestía un traje negro y una gran sonrisa estaba tallada en su rostro, sus cuencas vacías me daban escalofríos y sus largos dedos parecían cuchillos. El esqueleto se acercó al perro y dijo:“Vayámonos de aquí Zero”. ¿El perro se llamaba Zero?…Pasó tan rápido que no noté cuándo lo hizo, pero el esqueleto enterró una de sus largas manos dentro del perro y empezó a sacar algo de él. El perro aullaba muy fuerte de dolor; entonces del cánido salió un extraño ser blanco sin patas y con una nariz muy brillante. El esqueleto de fue alejando con el perro y los perdí después de unos segundos.

Salí corriendo de ahí y no podía sacar de mi cabeza la imagen del esqueleto, corría y corría pero no llegaba a ningún lado, hasta que finalmente mi camino en círculos terminó y arribé a lo que parecía un altar con 5 árboles cada uno. Tenía lo que parecían ser unas puertas, cada una con una forma diferente la primera tenia una casa, la segunda una casa vieja y rota, la tercera un montaña muy tétrica, la cuarta una boca sonriendo y la última era un puerta con un signo de interrogación. Entré por la puerta de la casa sin destruir y de repente me encontraba en mi habitación.

Segunda Noche:

Estaba lo que parecía una ciudad pero esta estaba destruida y desolada, no había nadie, de la nada empezaron a sonar campanas, sentí como ente se acercaba y me escondía rápidamente tras una pared de las sombras aparecieron infinitas criatura un payaso en un monociclo, un hombre lobo, brujas, vampiros, una chica de trapo cocida y…el esqueleto y el perro, el esqueleto se montó en un escenario y empezó a hablar cosas sobre un extraño mundo que el visitó, dijo que se llama “La aldea de las sombras” decía que tenia puros muertos, sangre y cosas de ese estilo y ahí existía un rey que gobernaba de forma corrupta si no hacia lo que el quería te ponía en la lista de personas malas y te torturaba de formas inimaginables.

De la nada me encontraba en medio de todos los monstruos y el esqueleto se encontraba en un tarima vestido de rojo. Él decía que iría a visitar un mundo donde los llenaría de alegría y regalos. Una chica de trapo subió a la tarima y le dijo que no fuera porque era peligroso, pero él se fue sin hacerle caso.

Tercera Noche: Me encontraba en un cementerio y en la punta de una montaña estaba el esqueleto caminando y la muñeca lo observaba detrás de un lápida. De la nada, ésta empieza a quemarse y el esqueleto sale a ayudarla, pero era demasiado tarde: la muñeca era polvo. El esqueleto entonces lleno de ira agarró sus miembros y los trituró con sus dientas hasta morir.

Cuando terminé de leer rápidamente, devolví todo exceptuando los archivos de los personajes, y el CD me lo llevé conmigo. Apagué todo rápidamente y me fui, decidido a cuidar esto con mi vida.

— Via Creepypastas

Total
0
Shares
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Related Posts
Allá afuera

SCP-1371

Ítem #: SCP-1371 Clasificación del Objeto: Seguro Procedimientos Especiales de Contención : SCP-1371 debe ser mantenido en un…
Read More
El interés renovado

Incidente ovni de Roswell

Se denomina incidenteOVNIdeRoswell al relato sobre el choque de una presunta nave extraterrestre enRoswell (Nuevo México,Estados Unidos) el…
Read More
Allá afuera

Black hoodie

Era la noche más hermosa, con la luna más divina. La noche perfecta; solo éramos unos críos ¿Qué…
Read More
Allá afuera

El Jorobado

Corría el año de 1780 en la región tarasca de Michoacán. Por aquellos lugares había llegado el sacerdote…
Read More
Asesinos del Zodiaco

Locura

Hola, déjame presentarme. Soy ese que se esconde debajo de tu cama, soy eso que escuchas en la…
Read More
Allá afuera

Mi ardiente mujer

Nunca me había caracterizado por ser una persona celosa, de hecho, confiaba totalmente en mi mujer. Pero los…
Read More