El árbol del esqueleto

Asesinos del Zodiaco
Asesinos del Zodiaco

Durante la primavera de 1902, en las islas Dry Tortugas fuera de la costa de Key West, se cometió un crimen: un un hombre fue asesinado por medio de un disparo en la cabeza. La bala, que sobresalió ligeramente de la parte posterior de su cráneo, fue incrustada junto con él en un árbol que tenía justamente a su espalda en el momento de su muerte.

A medida que el tiempo pasaba, el árbol siguió creciendo naturalmente, pero sólo con un detalle totalmente espeluznante que lo hacía destacar de entre los demás: el cadáver de la víctima, ya putrefacto, que estaba unido débilmente al árbol fue levantado por las ramas.

A medida que pasaba el tiempo, el árbol crecía alrededor de, ahora convertido, esqueleto del cadáver, que lo envolvía profundamente entre sus pliegues.

Si llegaras ha encontrar este árbol en una de las islas, tócalo tres veces con el tacón de una de sus botas de piel de vacuno, ¿sabes por qué? Porque según una antigua leyenda de la isla, de origen anónimo, relata que al momento de tocarlo se le otorgará a la persona la capacidad de hacer que nadie se rebele ante su voluntad.

¿Te atreverías a tocar este árbol?

— Via Creepypastas

Total
0
Shares
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Related Posts
El Puente Negro

Dr. Smiley

Hola, mi nombre es doctor Smiley. No es necesario decir que no soy tu doctor de siempre, a…
Read More
Allá afuera

Baphomet

Detrás de la imagen de Baphomet existe toda una simbología. Baphomet es el demonio con aspecto hermafrodita, cabeza…
Read More
Asesinos del Zodiaco

SCP-407

Ítem #: SCP-407 Clasificación del Objeto : Neutralizado Procedimientos Especiales de Contención : En el momento de su…
Read More
Asesinos del Zodiaco

Hora del Diablo

“El Diablo siempre busca oponerse a Dios, hace todo lo posible para burlarse de sus símbolos, pero a…
Read More
Asesinos del Zodiaco

Dendrofobia

El camino se siente inestable. La carretera se tambalea con cada paso que doy, y es como si…
Read More