Crisálidas

El Puente Negro
El Puente Negro

-Nota 54, Diario de L.O. día 34, 11:56 am-

“¿Puedo negarme? No… ellos ya vienen y ellos ya hacen caso omiso a todo lo que les digo. ¿Cómo podría apartarlos? Dudo mucho que ellos quisieran escucharme a estas alturas, cuando lo que siempre quise era (invocarlos) atraerlos hacia mí. ¿Alguna vez se negaron a cumplir mis demandas? ¿Alguna vez declinaron en mis caprichos? No, nada de eso ya que ellos existen para servir. Sin embargo, cuando se cumplen las 44 estaciones, reclaman cierto precio a cambio de sus servicios.

Dios…

Después de 440 estaciones, no pude más. Busqué y busqué la forma de retrasar su etapa metamórfica, alguna fórmula para retrasar su evolución y que su crecimiento fuera en declive. Sólo mi desesperación creció al ver que mis colegas entomólogos no creyeron en la existencia de tales (monstruos) criaturas, a pesar de que las notas científicas del manuscrito de Voynich las abogaba.

Precisamente el día en que la policía supo de las desapariciones, me vi en la necesidad de actuar. Fui al sótano y allí los encerré a todos… a todos, sin excepción. Morirán de inanición y no podrán salir de su crisálida… la luz les impedirá culminar su etapa. Dios quiera que esas (aberraciones) jamás vean la luz”

-Informe 23, Institución mental San Noah día 67, 03:23 pm-“El comportamiento del Sr. L… no muestran mejoría alguna. Presenta cierta paranoia y alucinaciones, que describen, en acorde sus respuestas brindadas mediante a diferentes exámenes realizados, sombras que transitan sobre su ventana a las que les llama ‘las crisálidas’. Teme dormir durante la noche, lo que ha inquietado a los guardias de seguridad del turno. Debido a esto último, el doctor K… ha implantado 250 mg de melatonina para ayudar al paciente a conciliar el sueño. Esperaremos resultados hasta los tres días posteriores”

-Informe 638, departamento de policía día 68, 07:55 am-“Atención sargento O… S…

En acorde al siniestro ocurrido en la institución mental San Noah, presenta al ex-entomólogo L… O… como desaparecido, teorizando que escapó por la ventana de la habitación que ocupaba. Desconcierta a los vigilantes en turno sobre la forma en que se forzó dicha ventana, ya que no sólo desaparecieron los barrotes sino también el marco metálico que los sostenían, como si hubiesen sido removidos por alguna máquina. De acuerdo a los guardias de seguridad, atendieron de inmediato al cuarto del Sr. L… O… al escuchar un grito seco. Presumen que cuando intentaron abrir la puerta, escucharon unos murmullos que creyeron eran ‘aleteos’. Fue cuando se percataron que el paciente ya no estaba más en esa habitación. Por el momento, el paradero del entomólogo sigue ignoto.

P.D.: Hablando sobre ‘aleteos’, ¿usted cree que tenga alguna relación con el extraño limo azul encontrado en el sótano del Sr. L… O…? ¿No cree posible que sólo sean (ridículas) meras coincidencias?

Atte, Teniente. G… H…”

— Via Creepypastas

Total
0
Shares
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Related Posts
El Puente Negro

Nora Doll

Emily Lewis, es una joven de 20 años, estudia la carrera de medico cirujano, y tiene una obsesión…
Read More
Asesinos del Zodiaco

The jorsey

The Jersey Un monstruo mítico que existe entre el mundo de la verdad y las leyendas, sus avistamientos…
Read More
Asesinos del Zodiaco

Pacman humano

Pablo tenía el mayor récord de Pacman del local, podía estar horas jugando sin que los fantasmas lo…
Read More
Creepypasta alternativa: Strider

Samael

Extrañamente, Samael no es mencionado jamás en los textos canónicos, por lo tanto es difícil encontrarlo en los…
Read More
El Puente Negro

La noche roja

Ellos lo sabían. Algunos de nosotros también lo sabíamos, pero no quisimos aceptarlo. Creímos que eran mentiras, que…
Read More