La princesa enojada

La Princesa

“La princesa enojada”, es Danna Newman, una mujer que fue bendecida con la belleza de una diosa, pero que no creía en su belleza natural. Novios abusivos minaron su ya baja autoestima, lo que la llevó a practicarse numerosas cirugías innecesarias debido a defectos imaginarios.

A los veinte años, su depresión la arrastró a un laberinto sin salida de autodestrucción, del que los médicos trataron de salvarla. Su búsqueda de la perfección la llevó a trabajar como asistente de un cirujano plástico, quien le pagaba practicándole diversas cirugías.

Una noche, estando sola en la oficina, trató de hacerse una cirugía a sí misma, en un intento desesperado por remover imperfecciones imaginarias de su rostro. El procedimiento resultó terriblemente mal y quedó ciega de un ojo y deformada más allá de cualquier esperanza. Se dio por vencida en alcanzar la perfección, y se mutiló ella misma con un cuchillo de carnicero hasta que sus venas quedaron secas. Cuando la encontraron dijeron que se veía igual de hermosa que en su desperdiciada vida.

Como fantasma aparece completamente desnuda, sujetando el cuchillo con el que se mató a sí misma. Su cuerpo deja ver las heridas que se autoinfligió. Las paredes de su jaula de contención están cubiertas con su propia sangre. Su fantasma susurra: “Lo siento”.


Via Creepypastas


También te pueden interesar

Libro Maldito

 -¿Segura que estaba ahí, Samantha? -Tú lo has visto, Karen! -Parece muy antiguo -Carajo! Mira el año! dice…